Páginas

martes, 31 de julio de 2012

Criatura.

La criatura que habita en mí
tiene boquita de pez
me respira y al mismo tiempo
me alimenta.
En su piel,
musilaginosa
contiene mis sueños
los protege y los abriga.
A esta criaturita
le he otorgado 
alitas de cerdo.
Se
a
ido.